¿Cómo colocar correctamente las bombas de recirculación en un acuario marino?

17 Feb, 2017

Bomba de recirculación para acuario marino

A la hora de decidir cómo montar y colocar las bombas de recirculación en un acuario marino, ya sea con o sin corales, surgen siempre una serie de dudas que vamos a tratar de clarificar de una manera sencilla.

En primer lugar explicaremos qué es y para que sirve una bomba de recirculación.

- ¿Qué es una bomba de recirculación?

Es un tipo de bomba que genera corrientes de agua y que se utilizan en los acuarios. Se diferencian de otro tipo de bombas en que su diseño esta realizado para que el agua que mueva no pase a través de ningún material filtrante. simplemente generar corrientes. Las entradas y salidas de agua son mucho más grandes y habitualmente son aparatos que quedan sumergidos en el agua para ganar eficiencia energética. Pueden tener dos tipos de soporte para que se sujeten en diferentes puntos del cristal: ventosas o imanes. Las que vienen con soporte de imán son más fiables ya que las ventosas se despegan con el tiempo y hay que estar cambiándolas.

- ¿Para qué se utiliza una bomba de recirculación?

Se utilizan para generar corrientes que permiten que los niveles de oxígeno sean más altos, que los invertebrados o animales filtradores se alimenten mejor y podamos conseguir un acuario más equilibrado. Imprescindibles.

Aún así, la correcta disposición de las bombas juega un papel fundamental a la hora de mantener sano nuestro acuario.

- ¿Cuántos litros por hora necesito?

Partiremos sumando la cantidad de litros por hora que son capaces de mover todas nuestras bombas. Si bien es cierto que la forma de nuestra urna o que cada tipo de bomba crea corrientes muy diferentes, es el dato más sencillo que podemos manejar. La bibliografía marca un mínimo de al menos 10 veces el volumen de nuestro acuario cada hora.

Para una urna de 100 litros necesitaremos mover al menos 1000 litros por hora.

Hasta aquí lo fácil. ¿Cual es la cuestión? Que las corrientes marcadas por los fabricantes están valoradas en condiciones óptimas, y lo normal es que con el paso del tiempo tengamos algo de alga coralina incrustada, suciedad en las turbinas, un caracolillo que se termina colando por una esquina o algas tapando las salidas,... por lo que los litros por hora que movía inicialmente nuestra bomba se ven reducidos.  

Nuestra recomendación es hacer el cálculo contando al menos 20 veces el volumen del acuario. Estar siempre por encima del mínimo. ¿El límite? Que la arena no se vea arrastrada o levantada. 

- ¿Pongo una bomba grande o varias pequeñas?

Sin duda es mejor contar con varias bombas de recirculación pequeñas. Por muy buena que sea una bomba es muy arriesgado jugárnoslo a una única carta. Ya no hablamos de que el reparto de corrientes sea mejor o peor sino que todo en esta vida puede fallar y no es lo mismo quedarnos con nuestro acuario funcionando al 50% que dejarlo sin movimiento alguno. Las consecuencias puede ser muy graves para nuestro acuario.

Además a la hora de limpiar cualquiera de las bombas, nos permite tener un mayor margen de maniobra para poder trabajar más tranquilos. Mientras limpias una, que las otras sigan funcionando.

¿Pero cuántas? Dependerá del tamaño del acuario pero 2 mínimo,  y 3 es un número ideal para funcionar sin carencias.

- ¿Las pongo enfrentadas o en el mismo lado?

Personalmente nos gusta ponerlas todas en la misma línea creando una corriente elíptica. Tenemos 2 opciones válidas: arriba en un lateral (Foto A) o  en un lateral a diferentes alturas (Foto B).

bomba nanostream lateral                            bomba nanostream lateral

                                                                        Foto A                                                                                        Foto B

Enfrentar bombas entre sí puede hacer que entre ellas se contrarresten. Es como si en un bote salvavidas cada remero remase en una dirección. Evidentemente va a ser un movimiento anárquico, pero escaso y lento. Lo mejor es que todos remen en el mismo sentido.

Al menos una de las bombas tiene que estar apuntando hacia la superficie, con una inclinación de 20-30º es suficiente. Hay que controlar que no haya salpicaduras en exceso o que la bomba quede fuera de la superficie en caso de evaporación. Por otro lado también ganamos estéticamente ya que así podemos disimularlas de una manera más sencilla. 

Los corales que necesiten menos corriente los pondremos fuera de los chorros directos y en las zonas que les ofrezcan mas refugio, como por ejemplo cerca de rocas grandes.

Nosotros pensamos que las bombas de recirculación son uno de los pilares de la acuariofilía marina, merece la pena hacer una buena elección. Son accesorios que están funcionando las 24 horas de día y por eso es importante apostar por marcas fiables que estén diseñadas específicamente para agua salada. En la foto hemos utilizado para el ejemplo bombas Tunze nanostream, silenciosas y económicas.

El equipo de Corales a Dedo

Comentario(2)

    • Avatar
      Jose David
      Saturday, Aug 11, 2018

      Muy pero que muy bien el artículo, me a sacado de dudas, bien explicado y al grano. Gracias por ayudar a quien lo necesita

    • Avatar
      Juan manuel
      Monday, Aug 27, 2018

      Exelente nota muy bien explicado los felicito y si fueran dos gyrex como seria el tema gracias juan manuel

Puedes dejar aquí tu opinión sobre este artículo